Tenemos un cerebro por una razón y solo por una, que es para producir movimientos adaptables y complejos” (Daniel Wolpert)

Uno debe ser fuerte para ser útil; y no sólo para sí mismo, sino también para los demás” (Georges Hébert)

Cada vez más, en el mundo occidental, existe una mayor comodidad en lo referido a nuestro estilo de vida. Por eso, el movimiento puede ser uno de los últimos privilegios con los que nos podemos retar a nosotros mismos.

En este sentido, investigando para escribir este artículo sobre cerebro y movimiento, encontré esta charla del neurocientífico Daniel Wolpert. De todo lo que pude observar, me llamó la atención la historia que se esconde tras la vida de la ascidia.

cerebro-movimiento-2

La ascidia es un animal que pasa toda su juventud nadando por los océanos y en un momento de su vida, se implanta en una roca que nunca más abandonará. ¿Sabes lo primero que hace al quedarse en esa roca? Comerse su propio cerebro y todo su sistema nervioso para alimentarse.

¿Para qué necesitan un cerebro o un sistema nervioso si no se van a mover más en la vida? Para nada, el cerebro gasta mucha energía, así que… ¡hasta luego!

Cuando nos conformamos, dejamos de buscar estímulos de mejora y poco a poco, nos vamos transformando en la ascidia. Nuestro sistema nervioso mejora si practica, por lo que debemos asegurarnos de que desarrollamos unos buenos hábitos. Esto vale para todo, desde el movimiento hasta otros aspectos, como lo que pensamos, comemos o decimos.

Cerebro y movimiento: volviendo al pasado

Desde los primeros meses de nuestra vida, comenzamos a diseñar nuestro control motor (sinaptogénesis). Conseguir mantener la cabeza erguida es nuestro primer gran logro. Después a gatear, caminar, coordinarte, equilibrarte, correr, saltar, trepar, ver quién pega más fuerte (luchar), lanzar piedras al mar, jugar y nadar como un “perrito”.

cerebro-movimiento-3

En la actualidad, el gran logro es mantener el cuello recto mientras estás viendo una pantalla. Por eso, será de vital importancia meter algún tipo de teléfono móvil antes de que el niño ponga la cabeza erguida. Así, evitaremos problemas cuando seamos adultos (entiende la ironía).

Consejo: ¡Deja de ser una ascidia! 😀💪

 

¿Por qué el movimiento es tan importante para tu cerebro?

Nos venden que para encontrar el equilibrio entre cuerpo y mente hay que ir al gimnasio y destacar en los juegos intelectuales, como por ejemplo, el braintraining o los sudokus.

Pero el movimiento es, probablemente, la mejor medicina para las enfermedades del cerebro. Incluso, por encima de cualquier sudoku nivel dios. El movimiento, por ejemplo, es tan importante contra la depresión como lo son los fármacos, pero con una notable diferencia, sin efectos secundarios.

Por eso, aunque no se padezca ninguna enfermedad, los bajos niveles de energía, la mala postura, la falta de equilibrio, coordinación, fuerza, movilidad y memoria son rasgos que reflejan una mala elección de hábitos de vida. Son mensajes a tu cerebro que te harán tomar la decisión de autozampártelo como la ascidia. No cabe duda de que el cerebro es quién maneja tu movimiento. ¡Úsalo! 🧠

 

¿Qué tienes que entender del cerebro?

El cerebro es un sistema que requiere “combustible” y “activación”. Un movimiento complejo “activa” el cerebro creando un sistema de gobierno más fuerte y con un mayor potencial para evitar enfermedades cerebrales y mejorar la memoria.

El entrenamiento de fuerza progresivo, de cualquier tipo, es esencial para la salud y optimiza la adaptación en los siguientes 3 niveles:

1️⃣ Aumento de la excitabilidad de las neuronas motoras espinales. Se producen mayores niveles de producción de fuerza en los músculos.

2️⃣ Sinaptogenésis dentro de la médula espinal. Se trata de un proceso por el cual se crean sinapsis. Una sinapsis es el área donde se produce la comunicación entre dos neuronas. Por lo tanto, la sinaptogénesis da lugar a que las conexiones entre las neuronas se alteren en estructura y número, generando un sistema más fuerte o más débil si estos enlaces son menos potentes.

3️⃣ Adaptación fisiológica de los músculos y tejidos conectivos. Los tejidos se vuelven más densos y fuertes. Con cualquier tipo de movimiento se producen estás adaptaciones neurológicas y fisiológicas en nuestro cuerpo.

cerebro-movimiento-4

Por ejemplo, el entrenamiento de pesas tiene un gran beneficio para la salud y cuando está estructurado adecuadamente, es una de las formas más efectivas de perder grasa, ganar masa muscular o aumentar el rendimiento en tu deporte.

Sin embargo, hoy en día, se abusa de muchos movimientos de flexión cuando hacemos una actividad física de fuerza (excluyendo la halterofilia). Esto no te ayuda a tener una conciencia corporal de todo el cuerpo.

Si solo te dedicas a utilizar levantamientos de pesas para estimular la fuerza, será raro que realices movimientos que bloqueen los codos y carguen los bíceps en una posición de brazo recto, o que exijan a los hombros posiciones detrás del cuerpo.

Si lo comparamos con personas que continúan desafiando a sus cuerpos, moviéndose en patrones complejos y variados a lo largo de su vida, el entrenamiento específico muestra sus limitaciones.

cerebro-movimiento-5

Por ello, siéntete libre de moverte como quieras. Puedes aprender, cambiar y crecer a cualquier edad porque tu cerebro siempre estará preparado para ello. ¡No te añadas más presión pensando que eres un deportista de élite! 🚲

En el próximo post, con la segunda parte de este interesante tema, seguiremos hablando de la importancia del cerebro y el movimiento.

Si tienes alguna duda, te invito a escribirme en los comentarios o a ponerte en contacto conmigo a través de mi formulario de contacto. Además, si quieres recibir los últimos post de RMove Training, no dudes en suscribirte. ↘

 

You have Successfully Subscribed!